PRINCIPADO DE ASTURIAS


1 - INTRODUCCION

Principado de Asturias, comunidad autónoma española situada en el noroeste de la península Ibérica, en el litoral cantábrico. Limita al oeste con Galicia, al sur con Castilla y León y al este con Cantabria. Ocupa una extensión de 10.604 km2 y su costa tiene una longitud de 401 kilómetros. El nombre de Asturias procede de los astures, pueblo que habitaba la zona en el periodo anterior a la romanización. La capital es la ciudad de Oviedo.



ESCUDO DE ASTURIAS

2 - TERRITORIO Y RECURSOS

Toda la región asturiana está situada en la vertiente norte de la cordillera Cantábrica, en el tramo de mayor anchura y de alturas más elevadas. La cordillera desciende en pocos kilómetros de cimas de más de 2.000 m hasta el nivel del mar. Junto al litoral se encuentran sierras de baja altura que configuran una costa escarpada y son el flanco norte de una larga depresión central. Los picos más altos están en la zona meridional de la región, destacando en Picos de Europa: Torre Cerredo (2.648 m), peña Santa (2.596 m), el Naranjo de Bulnes (2.519 m), y peña Ubiña (2.417 m) y la sierra de Rañadoiro al oeste.


CORDILLERA CANTABRICA

Una serie de puertos de montaña sirven de paso entre la región y la submeseta Norte. El más transitado y de menor altura es el de Pajares (1.366 m).

2.1 -Hidrografía

La red hidrográfica lleva dirección sur-norte y está formada por ríos cortos de caudal constante y de aguas rápidas. Los más importantes son el Deva, con su afluente el Cares; el Sella, con sus afluentes Ponga, Mampodre y Dobra, que en su desembocadura forma la ría de Ribadesella; el Nalón que forma la ría de Pravia; el Navia, el de mayor longitud (159 km); y el Eo, que sirve de límite con la provincia de Lugo, formando en su desembocadura la ría de Ribadeo.


RIO LENA

La costa es muy acantilada y posee pequeños entrantes que forman playas y rías. Los dos accidentes más destacados, además de las rías, son los cabos de Peñas y de Lastres.

2.2 - Clima

El clima asturiano es de tipo oceánico, con precipitaciones abundantes (entre 1.000 y 2.000 mm anuales, según las zonas) a lo largo del año con máximos en los meses de otoño e invierno. La zona costera tiene temperaturas templadas mientras que en las zonas interiores son algo más bajas (12 ºC de promedio anual frente a los 14 ºC de la costa). La zona de la cordillera Cantábrica tiene un clima de montaña con fuerte innivación y temperaturas muy bajas.

2.3 - Flora y fauna

La vegetación natural está formada por especies propias de zonas húmedas. Los bosques ocupan una gran extensión salpicada de prados naturales. Las especies más comunes son robles (carbayu), castaños, hayas y olmos. Se han aclimatado bien árboles foráneos, como el pino y el eucalipto.

 
LOBO

La fauna es rica en especies poco comunes en el resto de España, como el oso pardo; hay también lobos, rebecos, corzos, jabalíes, zorros (raposos), águilas reales y una gran variedad de peces de ríos de aguas bravas. Para la conservación de la fauna se han creado reservas naturales como la Reserva nacional de Somiedo, el Parque nacional de los Picos de Europa y otras de menor extensión.

2.4 – Economía

El sector agropecuario se centra, principalmente, en la ganadería; los pastos y los cultivos forrajeros ocupan la mayor parte de la superficie cultivada. La cabaña bovina de la provincia es la más numerosa de España. Las dos producciones principales del subsector son la producción de leche y la carne de vacuno. En la agricultura destaca la producción de manzana y, en cuanto a la pesca marítima, con los datos de la pesca rulada en las lonjas asturianas en el año 2003, el crecimiento del sector pesquero fue del 11,1%. Después del año 2002, con tasas de crecimiento negativas, en 2003 se retornó a una fase de crecimiento una vez superadas las dos crisis más importantes sufridas por el sector: en ganadería, la causada por la enfermedad de las vacas locas (encefalopatía espongiforme bovina), y en pesca, la caída del consumo de pescado derivada de la marea negra producida por el desastre del petrolero Prestige.


MANZANAS

La industria pesada es de gran importancia y tradición. Hasta 1957, debido al aislamiento económico español, se produjo una expansión de la minería del carbón y se crearon grandes instalaciones siderúrgicas en Mieres, Avilés, Langreo y Gijón. Dos empresas estatales, Hullera del Noroeste, Sociedad Anónima (HUNOSA) para el sector hullero y Empresa Nacional Siderúrgica, Sociedad Anónima (ENSIDESA) para el siderúrgico, concentraron la mayor parte de los sectores respectivos. Desde mediados de la década de 1970, con la crisis de las industrias pesadas y extractivas en toda Europa, entraron en declive los dos grandes motores de la industria asturiana que constituían las empresas citadas. Se iniciaron planes de reconversión que suponían el cierre de minas e instalaciones siderúrgicas y la modernización de las que podían ofrecer mayores posibilidades de competitividad. El proceso no ha acabado y se sigue viviendo una situación de crisis, aliviada con la construcción de centrales térmicas que utilizan los subproductos del carbón. En los últimos años se han comenzado a explotar minas de oro y se vislumbra rentabilidad para las de mercurio y las de espato flúor. Dentro de la metalurgia pesada, la región ocupa el primer puesto de España en la producción de aluminio y en transformados de cinc. Actualmente, el sector está liderado por las industrias metálicas básicas y por las químicas, en concreto, farmacéuticas.


MINA LA CAMPUETA - ALLER

El sector servicios se localiza, principalmente, en el eje Avilés–Gijón–Oviedo. En estas ciudades se concentra la mayor parte de la actividad comercial de la región y los servicios administrativos, sanitarios y de educación superior. El turismo, cada vez con mayor crecimiento, ofrece gran variedad de servicios en lo relativo a turismo rural. La estructura del empleo en la comunidad por sectores económicos (datos de 2003), se distribuye de la siguiente manera: sector primario, 7,24%; sector secundario, 26,63%, y sector terciario, 66,13%.

2.5 - Comunicaciones y comercio

El tradicional aislamiento de la región debido a sus malas comunicaciones se ha visto superado en los últimos años. Los accesos por carretera han mejorado con la autovía León–Oviedo, que atraviesa la tradicional barrera del puerto de Pajares con máxima facilidad. La autovía del Cantábrico, que tiene su inicio en Bilbao, finalizada ya en el tramo cántabro, pronto se adentrará en la región. Las comunicaciones interiores son, en general, todavía deficientes, si exceptuamos la autovía que une Avilés, Gijón y Oviedo. Los accesos por ferrocarril están bien solucionados con la Meseta, pero son escasos en el interior de la región. En cuanto al tráfico marítimo, destaca el puerto de El Musel, en Gijón, líder nacional en movimiento de graneles sólidos.

3 - POBLACIÓN

El Principado de Asturias tenía en 2003 una población de 1.075.381 habitantes; su densidad es de 101 hab/km2, más alta que la media española. Su distribución es muy desigual, según se trate de zonas de montaña, casi deshabitadas, o las costas y cuencas de los ríos. La tasa de natalidad es de las menores de España (6,39‰), y sin embargo la de mortalidad de las más altas (11,4‰).

3.1 - Principales villas y ciudades

Las principales poblaciones asturianas se concentran en la zona central de la región, desde la costa al interior, siguiendo los valles mineros. La ciudad más poblada es Gijón (270.875 hab), seguida de la capital regional, Oviedo (201.154 hab) y de Avilés (83.185 hab).


OVIEDO

Las ciudades cuya población ronda los 50.000 habitantes Langreo son Mieres, y Siero. Entre 15.000 y poco más de 20.000 habitantes se encuentran Castrillón (22.501 hab), San Martín del Rey Aurelio (20.247 hab), Aller, Cangas de Narcea, Corvera de Asturias, Laviana, Luarca (capital del municipio de Valdés), Villaviciosa y Tineo.

4 - INSTITUCIONES DE GOBIERNO

El Principado de Asturias (llamado oficialmente provincia de Oviedo hasta el restablecimiento de la democracia con la transición), se convirtió en comunidad autónoma en virtud del Estatuto de Autonomía aprobado en diciembre de 1981. Sus órganos de gobierno son la Junta General, que ejerce la potestad legislativa y es elegida por sufragio universal cada cuatro años, y el Consejo de Gobierno o gobierno regional, dirigido por el presidente de la comunidad.

 
PRESIDENTE (CENTRO) Y LOS CUATRO EX-PRESIDENTES DE ASTURIAS

La bandera es azul con la Cruz de la Victoria amarilla en la parte central. El himno regional es el popular ‘Asturias, patria querida’. El Principado se organiza en municipios que reciben el nombre de concejos.

5 - MANIFESTACIONES CULTURALES Y ARTÍSTICAS

Como todas las regiones españolas, Asturias es rica en cultura y tradiciones. Posee un dialecto llamado bable, procedente del latín y del castellano, que se usa poco a pesar de que cuenta con una cierta protección oficial. Hay tres zonas distintas en lo que respecta al uso del bable: la occidental, la central y la oriental, con formas dialectales diferenciadas.
La música y la danza son variadas y propias. El instrumento más 1característico es la gaita de tres tubos, que se usa en numerosas danzas populares.

 
CORO LA FLOR

Cabe destacar la gran importancia de los premios que, desde 1981, concede la Fundación Príncipe de Asturias en las categorías de: Investigación Científica y Técnica, Artes, Letras, Ciencias Sociales, Comunicación y Humanidades, Cooperación Internacional, Concordia y Deportes.

5.1 - Gastronomía

La gastronomía tiene rasgos que la emparentan con la cocina gallega, normanda y bretona. Dos de los platos más conocidos son la fabada, confeccionada con judías blancas y embutidos de cerdo, y la caldereta, típico de las zonas costeras que incorpora gran variedad de pescados frescos. Son también populares el pote, los estofados de buey y toda clase de pescados, tanto de río como marinos. Aunque bastantes desconocidos fuera de la región, existen más de cien variedades diferentes de excelentes quesos artesanos, de los que el de Cabrales es el más popular. La bebida asturiana por excelencia es la sidra.

5.2 – Literatura

Conviene comenzar mencionando al ilustrado Benito Jeronimo Feijóo, nacido en la orensana Casdemiro, aunque vivió gran parte de su vida en Oviedo dedicado a su actividad docente en la universidad, como una de las primeras figuras literarias asociada a la región asturiana. A él le siguió Melchor Gaspar de Jovellanos, el político y jurista nacido en Gijón, una de las mentes más lúcidas de España y que en sus Diarios recoge todo tipo de anécdotas e informaciones sobre su tiempo y en especial sobre Asturias.

                                                                           
                                                                                                         LEOPOLDO ALAS CLARIN

Pero la gran figura de la literatura asturiana y española es otro foráneo, nacido en Zamora y asentado en Oviedo: Leopoldo Alas Clarín. Su gran novela, La regenta, situada en Vetusta, es una reencarnación de Oviedo tan fiel y cruel que incluso en la ciudad actual se pueden seguir los lugares que en la novela se describen. Armando Palacio Valdés, amigo de Clarín, escribió una obra costumbrista, con toques de humor y algunos rasgos naturalistas, y sus novelas gozaron del favor del público, como La hermana San Sulpicio (1889) o La aldea perdida (1903)A Ramón Pérez de Ayala ya hay que considerarlo dentro de los narradores contemporáneos; se inició como poeta y después pasó a la novela: Tigre Juan (1926) es una recreación del mito de don Juan convertido en un chulo de barrio. El dramaturgo gijonés Miguel Palacios fue además novelista y sobre todo periodista y crítico. El director cinematográfico Gonzalo Suárez también ha destacado como novelista. Entre otros muchos escritores asturianos se encuentran Dolores Medio, Emilio Sola, Mariano Antolín Rato y Mariano Arias.

5.3 - Arte

Asturias posee un rico legado artístico del que destaca una autóctona arquitectura prerrománica (arte asturiano) con monumentos como Santa María del Naranco (también conocido como palacio del Naranco) y San Miguel de Lillo en Oviedo; Santa Cristina de Lena o San Salvador de Valdediós en Villaviciosa.


SANTA CRISTINA DE LENA

El arte románico es muy sobresaliente, ya que toda la región estaba cruzada por una de las rutas jacobeas, destacando el monasterio de San Pedro de Villanueva (cerca de Cangas de Onís), Santa María del Junco (Ribadesella), la colegiata de Taverga y la abadía de San Juan Bautista (cerca de Gijón). El gótico no abunda, aunque existen buenas muestras de este estilo como la catedral de San Salvador en Oviedo. La arquitectura renacentista y barroca está bien representada en numerosos palacios de Oviedo (Toreno, Camposagrado y Santa Cruz), Avilés (Ferrera) y Pravia (palacio de los Moutas).


SANTA MARIA DEL NARANCO

El neoclasicismo dio lugar a numerosas casonas que se encuentran en muchas ciudades y pueblos asturianos. Entre los pintores del siglo XX destacan Darío de Regoyos, Evaristo Valle (Gijón, 1878-1951) y Nicanor Piñole (Gijón, 1878-1978).

6 - HISTORIA

Con un poblamiento primitivo que ha dejado numerosas muestras en las pinturas rupestres (como las de Tito Bustillo, en Ribadesella), la zona asturiana fue ocupada por los celtas y posteriormente por los astures, que se establecieron en una extensa región al sur de la cordillera Cantábrica, más allá de los actuales límites regionales. La dominación romana se hizo con dificultades y no se completó hasta la época del emperador Augusto, a finales del siglo I a.C. La romanización no fue demasiado intensa y siempre tuvo carácter de ocupación militar que intentaba mantener pacificado el territorio ante las continuas revueltas de los astures.

Ni los visigodos ni, después, los musulmanes pudieron controlar efectivamente la zona astur situada al norte de la cordillera Cantábrica. Este hecho provocó que fuera en la actual Asturias donde se organizó el primer núcleo cristiano de resistencia ante la dominación musulmana peninsular de al-Andalus. Un noble local, llamado Pelayo, estableció un reino independiente hacia el año 720 que fue el origen del posterior reino de Asturias. Durante el reinado de Ordoño II (914-924) la sede de la corona asturiana pasó a León, denominándose a partir de entonces reino de León. Asturias quedó integrada así en la trayectoria de este reino que daría origen, con posterioridad, al de Castilla. Durante los siglos XVI, XVII y XVIII, Asturias fue una zona periférica sin demasiada presencia en la política estatal. A partir del primer tercio del siglo XVII, se produjo una expansión agrícola y un aumento demográfico, probablemente por el desarrollo del cultivo del maíz.

A finales del siglo XIX y principios del XX, Asturias vivió un periodo de fuerte industrialización que dio origen a un potente y organizado movimiento obrero. Las inversiones industriales provenían inicialmente del extranjero (capital francés, belga y, en menor medida, británico). Por su aislamiento geográfico y por la dificultad en la extracción del carbón, la minería asturiana siempre fue sensible a las recesiones de los mercados. La superación de la fuerte crisis de finales del siglo XIX se hizo con la capitalización de las minas y las industrias metalúrgicas creadas con capitales repatriados de los llamados indianos, emigrantes asturianos enriquecidos en América.

El movimiento obrero, de tendencia socialista, tuvo una importante organización y, en determinados momentos, capitaneó acciones de carácter revolucionario, como la famosa huelga de 1917 o, en el año 1934, la llamada Revolución de Octubre, también conocida como revolución de Asturias. En julio de 1936, al iniciarse la Guerra Civil, salvo la ciudad de Oviedo el resto de Asturias permaneció fiel al gobierno republicano. Un año más tarde, en octubre, toda la región había caído en poder de las tropas del general Francisco Franco.


DETENIDOS EN LA REVOLUCION DE OCTUBRE

Finalizada la etapa franquista y llegada la democracia con la transición, Asturias accedió a la categoría administrativa de comunidad autónoma en virtud de la aplicación de la Constitución de 1978. Su Estatuto de Autonomía fue aprobado en diciembre de 1981 y en él se recoge el nombre oficial de la comunidad: Principado de Asturias, denominación íntimamente ligada con la costumbre regia española que titula al heredero de la corona príncipe de Asturias. Cabe destacar entre los principales presidentes del Consejo de Gobierno (máximo órgano ejecutivo de la comunidad autónoma) al socialista Pedro de Silva Cienfuegos-Jovellanos, que desempeñó el cargo entre 1983 y 1991. Ocho años después, en 1999, accedió a la presidencia el también socialista Vicente Álvarez Areces, que desde 1981 era alcalde de Gijón. El Principado de Asturias ha sido gobernado desde su institución por miembros del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), salvo entre 1995 y 1999, que presidió el gobierno autónomo el conservador y miembro del Partido Popular (PP) Sergio Marqués.

7 - MUNICIPIOS DE ASTURIAS

Número de habitantes de los municipios de la comunidad autónoma, según datos del Instituto Nacional de Estadística (2001):

Allande, 2.395 hab
Aller, 14.639 hab
Amieva, 867 hab
Avilés, 83.185 hab
Belmonte de Miranda, 2.159 hab
Bimenes, 2.038 hab
Boal, 2.395 hab
Cabrales, 2.323 hab
Cabranes, 1.155 hab
Candamo, 2.523 hab
Cangas de Onís, 6.068 hab
Cangas del Narcea, 16.511 hab
Caravia, 577 hab
Carreño, 10.564 hab
Caso, 1.962 hab
Castrillón, 22.501 hab
Castropol, 4.222 hab
Coaña, 3.651 hab
Colunga, 4.282 hab
Corvera de Asturias, 15.885 hab
Cudillero, 6.094 hab
Degaña, 1.605 hab
Franco, El, 4.123 hab
Gijón, 270.875 hab
Gozón, 11.074 hab
Grado, 11.454 hab
Grandas de Salime, 1.271 hab
Ibias, 2.082 hab
Illano, 618 hab
Illas, 1.108 hab
Langreo, 50.001 hab
Laviana, 14.531 hab
Lena, 13.573 hab
Llanera, 11.407 hab
Llanes, 13.276 hab
Mieres, 47.719 hab
Morcín, 3.068 hab
Muros de Nalón, 2.178 hab
Nava, 5.406 hab
Navia, 9.063 hab
Noreña, 4.207 hab
Onís, 915 hab
Oviedo, 201.154 hab
Parres, 5.543 hab
Peñamellera Alta, 708 hab
Peñamellera Baja, 1.560 hab
Pesoz, 241 hab
Piloña, 8.608 hab
Ponga, 701 hab
Pravia, 9.226 hab
Proaza, 853 hab
Quirós, 1.488 hab
Regueras, Las, 2.145 hab
Ribadedeva, 1.806 hab
Ribadesella, 6.252 hab
Ribera de Arriba, 1.979 hab
Riosa, 2.510 hab
Salas, 6.705 hab
San Martín de Oscos, 494 hab
San Martín del Rey Aurelio, 20.247 hab
San Tirso de Abres, 624 hab
Santa Eulalia de Oscos, 557 hab
Santo Adriano, 319 hab
Sariego, 1.452 hab
Siero, 47.890 hab
Sobrescobio, 831 hab
Somiedo, 1.565 hab
Soto del Barco, 4.174 hab
Tapia de Casariego, 4.315 hab
Taramundi, 875 hab
Teverga, 2.111 hab
Tineo, 12.598 hab
Valdés, 14.789 hab
Vegadeo, 4.561 hab
Villanueva de Oscos, 419 hab
Villaviciosa, 13.951 hab
Villayón, 1.895 hab
Yernes y Tameza, 218 hab